03 Oct

Logística Verde: qué es y por qué es importante

La logística verde promueve el uso de tecnologías y herramientas que mejoran todo el sector de carga y de distribución para beneficiar al medio ambiente. Quedate leyendo esta nota donde vemos la importancia de este concepto y cómo llevarlo a cabo.

La logística verde trata de modificar las estrategias y procesos de la cadena logística para respetar el medio ambiente. Persigue unir la rentabilidad económica de la empresa con la eficiencia ecológica

¿Qué es la logística verde?

Transformación integral de las estrategias de la logística, estructuras, procesos y sistemas para empresas y redes empresariales sirviendo para crear procesos de logística ambientalmente racionales y un uso eficaz de los recursos.

En otras palabras, es la modificación de los procesos de la cadena logística para reducir emisiones, lograr rentabilidad económica y conseguir eficiencia ecológica mediante la transformación de las estrategias, estructuras y procesos de producción.

logistica verde

¿Cuáles son los elementos de la Logística Verde?

Almacenamiento verde

El almacenamiento sostenible consiste en contar con una infraestructura que sea capaz de mover la mercancía de manera más rápida y sencilla que con procedimientos de logística convencional. Este aspecto nos va a reportar una serie de beneficios debido a un transporte optimizado que genera menores costes y reduciendo la contaminación producida. Algunas de las acciones llevadas a cabo para conseguir un almacenamiento verde son el uso de paneles solares, la maximización del uso de luz natural, así como la utilización de materiales de construcción “green”, entre otros.

Transporte verde

El transporte es uno de los primeros aspectos que debemos empezar a cambiar, de modo que se comiencen a usar vehículos o medios que reduzcan los niveles de CO2 expulsados a la atmósfera, los cuales son en su mayoría producidos por dichos vehículos. También entran en este apartado, el uso de otras alternativas como el aprovechamiento de los huecos libres de los vehículos de los transportistas que normalmente suelen volver vacíos una vez han dejado los productos en su destino.

Distribución verde

Dentro de la distribución, podemos centrarnos en dos canales distintos. En primer lugar se deben realizar acciones que aumenten la eficacia en los procedimientos de la cadena de suministro de la empresa. Por otra parte, se valoran aspectos como el gasto de combustible y las emisiones de CO2 asociadas a dicho gasto.

Carga y descarga verde

En cuanto a la carga y la descarga, la actuación se centrará en reducir la manipulación de maquinaria que esté obsoleta para poder invertir en nueva maquinaria que agilice las acciones de gestión de la empresa y nos aporte un balance correcto.

Packaging verde

El proceso de embalaje y empaquetado de los productos también debe unirse a la logística sostenible, de forma que los materiales utilizados con anterioridad (contaminantes) se cambien por otros nuevos que sean biodegradables y no afecten al ciclo biológico.

Reciclar desechos

Por último y uno de los procesos más importantes es recoger los deshechos generados durante los procesos productivos y de distribución para reutilizarlos devolviéndolos al inicio del proceso productivo de la empresa. Este proceso cuenta con una gran importancia, ya que si no se realiza no tendrá mucho sentido la consecución de las demás acciones de la logística respetuosa con el medio ambiente.

Actividades habituales de la Logística Verde

Algunas de las actividades habituales de la filosofía “green” son las siguientes:

– Mantenimiento de vehículos: Control del estado de los neumáticos, importante para el consumo de combustible, incluso adquisición de nuevos modelos más respetuosos en el ecosistema.

– Diseño y aprovechamiento de embalajes y envases: Diseños que aprovechen el espacio al máximo, tanto en el ámbito de producto como para su ubicación y transporte en palets, contenedores, etc. También, el empleo de materiales reciclables ayuda a una logística más sostenible dentro de la empresa.

-Optimización de cargas: consigue que se reduzcan los kilómetros viajados en vacío, aumenta las toneladas transportadas por viaje, optimiza las rutas para disminuir kilómetros recorridos, etc.

-Minimizar el gasto energético: Reducir cualquier consumo de la compañía, que siempre puede ser mejorado.

Cuáles son las soluciones y alternativas para un transporte sostenible?

Cada empresa debe evaluar las opciones más adecuadas según sus necesidades, considerando aspectos como la distancia de transporte, la infraestructura disponible y los recursos financieros. La combinación de diferentes estrategias puede proporcionar resultados más efectivos en la reducción del impacto ambiental de la logística. Mencionemos algunos:

  • Combustibles alternativos: Hay muchas alternativas menos contaminantes para el aire o vehículos híbridos o eléctricos, que podrían ser claves para la logística de un futuro. Otra opción menos drástica sería el uso de sistemas de propulsión alternativos al diésel como el gas natural licuado (GNL). Lo que está claro, es que para dar un paso hacia adelante en este aspecto se debe contar con incentivos y ayudas a las sociedades que les permitan renovar su flota de transporte, ya que estas alternativas suponen una inversión inicial bastante alta a la que no todas las compañías tienen alcance.
  • Uso de software que calcule las cargas y huella de carbono para poder saber el daño que provoca nuestra actividad y así tomar decisiones, para la optimización de las rutas de transporte y las cargas para ser sostenibles y más eficientes.
  • Apoyar una filosofía logística “green”: Transformar los sistemas y procedimientos logísticos mediante innovación hacia una estrategia más respetuosa con el medio ambiente. El objetivo es reducir gastos y al mismo tiempo el impacto en el entorno. Esto se consigue a través de la transformación de los diferentes sistemas de recopilación de datos y acciones logísticas para poder crear estrategias sostenibles y realizar un uso de los recursos de los que disponemos para ser consecuentes con las acciones que realiza la empresa en temas medioambientales.
  • Apostar por las energías renovables: como energía eólica o solar, que impactan en menor medida dentro del medio. En el caso de la energía solar, el uso de tanto de placas fotovoltáicas como de otros sistemas propulsados por energías renovables supone una manera muy significativa de contribuir al impacto en el medio ambiente.
  • Reciclaje: Hay que evitar desperdiciar los desechos generados y tratarlos correctamente. Así las cosas, el material utilizado ha de recogerse y devolverse al inicio de la cadena logística, puesto que todo puede ser reutilizado, disminuyendo tanto residuos como costes.

¿Cuáles son los beneficios de la logística verde?

Existen muchas ventajas que podemos obtener de una buena aplicación de la logística “green” en nuestro negocio. Entre las más destacadas se encuentran las siguientes:

  • Disminución de recursos contaminantes o poco sostenibles. Es decir, al utilizar sistemas basados en la tecnología o las energías renovables, estaremos erradicando utilización de materiales como papel.
  • El hecho más importante de todos, conseguiremos una calidad de vida muy superior debido a la preservación y protección del medio ambiente.

¿Cómo aplicar la logística verde en tu empresa?

Existen un número inimaginable de acciones que podemos llevar a cabo desde cada compañía para aminorar el impacto medioambiental que existe hoy en día en nuestro planeta. Y es que, las industrias son uno de los mayores contaminantes con los que contamos actualmente, por lo que está en nuestra mano reducir esos niveles de contaminación mediante estrategias basadas en lo logística ecológica y una cadena de suministro que se acerque cada vez más a la sostenibilidad total en este sector. Para poder llevar a cabo este objetivo, necesitamos prestar atención a cinco aspectos principales:

  1. Transporte ecológico a través de vehículos con menos emisiones de CO2 a la atmósfera.
  2. Packaging o envase y embalaje de los productos que pueda ser reciclado.
  3. Almacenes sostenibles a través de la utilización de energías renovables para determinados procesos como los paneles solares o las células fotoeléctricas.
  4. Buen aprovechamiento de las materias primas.

Por tanto, la logística verde se ha convertido en una necesidad imperante en el transporte y la logística. Al adoptar prácticas sostenibles, las empresas pueden reducir su impacto ambiental, ahorrar recursos y mejorar su imagen corporativa. Además, la logística verde cumple con las regulaciones ambientales y promueve un desarrollo sostenible a largo plazo. Como consumidores y profesionales del sector, es nuestra responsabilidad fomentar la logística verde y trabajar juntos para construir un futuro más sostenible.

Conclusión:

En Empresas Tahan conocemos la imporatncia de promover y ejecutar prácticas sostenibles que permitan beneficios a la comunidad y medio ambiente que nos rodea.

Por ello llevamos a cabo un plan integral de acciones:

  •  Separación de residuos secos para su posterior reciclaje  a través de Luján Sustentable con el proyecto La fortaleza de mi Tierra.
  • Recuperación de aceite y lubricante utilizado, acción que llevamos en conjunto con Ambiental Mendoza
  • Norma Euro 5 presente en el 84% de nuestra flota
  • Huella de Carbono
  • Oficina Sin Papeles a través de la utilización de herramientas tecnológicas que permiten reingeniería en el sector administrativo y operativo
  • Somos Casa de retiro, transporte y disposición de residuos peligrosos a través de Ambiental Mendoza
  • Re-certificación ISO 14001

logistica verdelogistica verdelogistica verde

 

Si querés sumar tu empresa para transportar tus emrcaderías de manera responsable y sustentable contactanos.